Skip to page content
Secretary of Labor Thomas E. Perez
Bookmark and Share

News Release

WHD News Release: [11/14/2011]
Contact Name: Michael D’Aquino or Michael Wald
Phone Number: (404) 562-2076 or x2078
Release Number: 11-1518-ATL

La División de Horas y Salarios del Departamento del Trabajo de Estados Unidos dirige una iniciativa de cumplimiento de la ley en Mississippi, para proteger los derechos de los trabajadores agrícolas y educar a los patrones

La iniciativa también se orienta a las desmotadoras de algodón y las operaciones de apoyo durante la cosecha anual

JACKSON, Mississippi — La División de Horas y Salarios del Departamento del Trabajo de EE. UU. se encuentra realizando una iniciativa de cumplimiento de la ley enfocada en la industria agrícola de Mississippi y sus operaciones relacionadas, como desmotadoras de algodón, donde la división antes había encontrado infracciones generalizadas a las leyes laborales. El objetivo de esta iniciativa, que durará varios años, es aumentar los niveles de cumplimiento de la ley por parte de los patrones y recordar a los trabajadores sus derechos según la Ley de Protección a los Trabajadores Agrícolas Eventuales y Migrantes, la Ley de Prácticas Justas en el Trabajo y el programa de trabajadores temporales no migrantes H-2A.

El incumplimiento significativo y persistente ha afectado a muchos trabajadores vulnerables, incluyendo a los jornaleros migrantes o eventuales, que perciben salarios muy bajos y cuyo dominio del idioma inglés es muy limitado. Desde 2008, la Oficina de Distrito de la Costa del Golfo, con sede en Birmingham, Alabama, ha realizado casi 150 investigaciones de operaciones agrícolas y de apoyo en su jurisdicción, que abarca a Mississippi, y recuperó $271,332 dólares en salarios adeudados a 571 empleados.

Con base en los descubrimientos de estas investigaciones, a la división le preocupa particularmente la gravedad de la falta de cumplimiento de las leyes por parte de la industria desmotadora de algodón de Mississippi. Los investigadores descubrieron que muchos empleados trabajaban turnos muy largos, con frecuencia de 12 o más horas al día, hasta siete días a la semana, durante la temporada de desmote del algodón en otoño; sin recibir la compensación apropiada por el tiempo extra, como lo exige la Ley de de Prácticas Justas en el Trabajo. Otras violaciones comunes encontradas incluían el no informar a los trabajadores de sus derechos bajo la ley, no mantener registros precisos de salarios y horas trabajadas, no pagar tiempo extra a trabajadores no agrícolas, no entregar las declaraciones de salarios o no pagar éstos en las fechas indicadas, no publicar las condiciones de vivienda en las unidades habitacionales para migrantes proporcionadas por el patrón, y no cerciorarse que las instalaciones cumplieran con las normas federales de salud y seguridad en la vivienda que exige la Ley de Protección a los Trabajadores Agrícolas Eventuales y Migrantes.

"El objetivo de estas acciones de cumplimiento de la ley es proteger a los trabajadores agrícolas y a los que trabajan en industrias relacionadas, a quienes con frecuencia se les niega la retribución que les garantizan la Ley de Prácticas Justas en el Trabajo y otras leyes laborales federales", dijo Ken Stripling, director de la oficina de la división de la Costa del Golfo, que también supervisa la Oficina de Distrito de Jackson en Mississippi. "Estas investigaciones también ayudan a asegurar condiciones justas de trabajo y proteger los intereses de los patrones que cumplen con la ley, que acatan las reglas y que pagan salarios justos".

Con base en esta iniciativa, los equipos de investigadores de la División de Sueldos y Salarios evalúan el cumplimiento entre los propietarios de instalaciones, contratistas de mano de obra agrícola y todas las demás entidades de negocios que proporcionan apoyo a estas operaciones agrícolas en todo el estado de Mississippi. Se llevan a cabo inspecciones minuciosas de las unidades de vivienda de los trabajadores migrantes, los vehículos de transporte, las prácticas de empleo y los registros de salarios, a fin de garantizar que se cumpla con todas las normas laborales agrícolas aplicables. Cuando se descubren violaciones, la división emprenderá acciones correctivas, incluyendo el litigio, sanciones pecuniarias y embargos de bienes calientes o hot goods, para recuperar los salarios de los trabajadores y procurar que se responda ante la ley.

Además, la división busca acercarse a los trabajadores agrícolas, para informarles de sus derechos y, para hacerlo colabora con los grupos comunitarios, agencias estatales, organizaciones patronales y funcionarios locales. Asimismo, la división está comprometida en brindar asistencia y educación en el cumplimiento a los patrones y a las asociaciones industriales, como Delta Council y Southern Cotton Ginning Association, acerca de todas las normas laborales agrícolas aplicables, restricciones al trabajo infantil, requerimientos regulatorios H-2A y responsabilidades conjuntas de los patrones. En julio, los investigadores participaron en la reunión anual de Delta Council y presentaron la información y materiales de cumplimiento a los miembros de la misma.

La mayoría de los patrones que participan en la agricultura están sujetos a las leyes federales, porque producen bienes para el comercio interestatal. Además, los patrones agrícolas no exentos, las asociaciones agrícolas y los contratistas de mano de obra agrícola están sujetos a la Ley de Protección a los Trabajadores Agrícolas Eventuales y Migrantes, que protege a los trabajadores migrantes y eventuales al establecer normas de trabajo relativas a salarios, vivienda, transporte, revelación de información y manejo de los libros contables. Asimismo, la Ley de Protección a los Trabajadores Agrícolas Eventuales y Migrantes exige que los contratistas de mano de obra agrícola se registren en el Departamento del Trabajo.

La Ley de Prácticas Justas en el Trabajo establece normas para el salario mínimo, pago de tiempo extra y limitaciones en el trabajo infantil. Exige que se pague a los empleados cubiertos y no exentos el salario mínimo federal de $7.25 dólares por hora, por todas las horas trabajadas. Los trabajadores cubiertos y no exentos que se emplean en ocupaciones no agrícolas deben percibir una vez y media sus niveles normales de retribución, incluyendo comisiones, bonos y pago de incentivos, por las horas que trabajen más de 40 a la semana. Asimismo, se exige a los patrones llevar registros precisos de todas las horas trabajadas por los empleados cubiertos. Los trabajadores menores de 18 años de edad no pueden trabajar en ninguna ocupación no agrícola que el Departamento del Trabajo haya declarado peligrosa. Estas tareas peligrosas se identifican por 17 órdenes de ocupación peligrosa.

Además, cada vez que los bienes se produzcan violando las estipulaciones de salario mínimo, tiempo extra o trabajo infantil de la Ley de Prácticas Justas en el Trabajo, el Departamento del Trabajo puede aplicar la provisión de "bienes calientes" para impedir que dichos bienes se embarquen como comercio interestatal.

La información acerca de la Ley de Protección a los Trabajadores Agrícolas Eventuales y Migrantes, la Ley de Prácticas Justas en el Trabajo y el programa H-2A está disponible en la oficina de la división de Jackson, donde puede llamar al teléfono 601-965-4347, o bien en la oficina de la Costa del Golfo, donde puede llamar al 205-397-7100.

Además, la información acerca de todas las leyes laborales cuyo cumplimiento es responsabilidad de la División de Sueldos y Salarios está disponible en inglés y en español llamando a la línea gratuita de ayuda de la división en el número 866-4US-WAGE (487-9243) o visitando el sitio web http://www.dol.gov/whd/.